Nueva agresión a una vigilante del Hospital Álvaro Cunqueiro

|

Desde la FeSMC UGT Pontevedra, queremos denunciar una nueva agresión a una Vigilante de Seguridad del Hospital Álvaro Cunqueiro de Vigo mientras desempeñaba sus funciones de seguridad en el citado centro hospitalario.

Los hechos, según versión de los testigos y afectada, han ocurrido en la mañana de hoy sábado 25 de septiembre, al atender una petición de auxilio emitida por el personal sanitario que prestaba servicio en la zona de vacunaciones, ya que un individuo alterado por la supuesta tardanza en ser atendido, se puso en actitud violenta y agresiva con dicho personal. A la zona se desplazaron dos Vigilantes, siendo en ese momento cuando el individuo, haciendo caso omiso a las indicaciones de los vigilantes, se ancara, insulta y agrede a la vigilante, teniendo que salir en su auxilio el compañero, procediendo acto seguido a solicitar la presencia de la Policía la cual, una vez accede al centro, identifica al agresor. A causa de esta agresión, la vigilante, fruto de las lesiones sufridas, se encuentra en situación de baja médica.

Estos hechos no son fruto de la casualidad. Desde la FeSMC UGT llevamos ya tiempo manifestando que es necesario y urgente por un lado, la modificación del Reglamento de Seguridad Privada, para que la función del Vigilante de Seguridad, cuente con la cobertura jurídica adecuada, y que este tipo de agresiones, sean tipificadas como delitos graves. Por otro lado, recordamos que en lo concerniente a las obligaciones de las empresas de seguridad y sus clientes, se encuentra la de velar por la seguridad no solo física, sino también psíquica de los trabajadores, proporcionando los equipos de protección individual necesarios y adecuando las plantillas de vigilantes a las necesidades de cada instalación.

Deseamos una pronta recuperación de las lesiones tanto físicas como psíquicas que ha sufrido nuestra compañera y esperamos que, tanto la dirección del centro sanitario, como la empresa de seguridad, adopten las medidas oportunas para que situaciones como estas no vuelvan a ocurrir.

Para proteger a los usuarios, primero se tiene que proteger a los trabajadores que tienen que desempeñar esa función 

Comentarios